jueves, 26 de mayo de 2016

Fabulosa (10th Anniversary Edition) - Juan Belmonte - Guía de escucha

Fabulosa (10th Anniversary Edition) - Juan Belmonte - iTunes



Fabulosa fue una apuesta personal ciertamente arriesgada para la época, y que puse en marcha al poco de disolverse Pumpin’ Dolls en 2005.

Lo planifiqué originalmente como un proyecto de cuatro álbumes, cada uno dedicado a una estación del año, con el que plasmar mi visión de la electrónica tras poco más de 10 años de carrera, y desde uno de los motores de mi pasión por la música, la investigación e innovación sonora.

Lo vi como un viaje y una evolución, desde lo más básico a las texturas sonoras más sofisticadas, un viaje necesario para mi mismo tras ocho años dedicado casi exclusivamente a la música comercial.

Cada album comenzaría con un referente al pasado para ir avanzando hacia el presente, la interpretación de cada tema propuesta al oyente como juego entre los dos.

FAB-01 fue la primera parte, un album dedicado al otoño y consagrado al legado del sonido Farlight, los secuenciadores monofónicos y las bases rítmicas vintage. Además me puse como limitación escribirlo y producirlo en un mes, y usando tan solo mi portátil Mac. Una locura para la época, que por otro lado me ayudó a hacer la transición del hardware al software y adelantarme a mucho que estaba por llegar.

Lamentablemente, y pese al relativo éxito de su lanzamiento en CD en la primavera de 2006, el experimento quedó paralizado cuando al año siguiente el sello que lo publicó cerró sus puertas. Pero con el tiempo me di cuenta de que las canciones seguían muy vivas, incluso pidiendo ser re visitadas, pues la perspectiva que dan los años me hizo darme cuenta de que no había conseguido sacarles el máximo partido a todas ellas. De ahí surge la idea de volver a grabar el álbum en su décimo aniversario, Fabulosa (10th Anniversary Edition).

En otro momento profesional y vital, las canciones podrían por fin brillar y sonar como las imaginé, sin las limitaciones técnicas a las que me vi sujeto en la grabación original y con la experiencia que dan otros diez años de trabajo y experimentación. Estos son los comentarios que escribí en su día de cada una de las canciones, ampliados a lo que podrás escuchar en esta décima edición.
Dale al play…

Un segundo... ¿no lo tienes? Aquí tienes varios enlaces donde conseguirlo en CD:
Create Space CD
Amazon CD

Y en tiendas digitales como:
iTunes
Google Play
Amazon mp3
Beatport


YOUR LOVE IS DANGEROUS
Fue la primera canción que escribí específicamente para Fabulosa. Quería también que fuese lo primero que se escuchase al reproducir el CD. Era la tarjeta de visita, el escaparate del proyecto, una vuelta de tuerca a lo que me gusta, pero con un toque de contención. Escucharás que interpreto una rueda a piano, pero la diferencia es que en vez de intentar hacerlo bonito, lo "amartilleo"  rítmicamente para que contenga el feeling. Quién haya seguido mi trayectoria sabe que podría haber tocado la línea de piano con más swing, pero preferí probar algo diferente. La voz es de Eva Isings, la cantante con la que más y mejor trabajé en mi época valenciana. Quería aprovechar esta oportunidad para mostrar su poderío vocal, ya que en 2006 estaba apartada de la música y me pareció que era de justicia que su voz no se perdiese.

Como en todas las canciones que suelo producir, interpreto todos los instrumentos, y casi todo es virtual, aunque hay unos toques de guitarra que me atreví a grabar con una acústica que después distorsioné. Como todo el álbum, la canción está programada y grabada con Logic, excepto la voz de Eva, que tenía reservada desde el 95 en una cinta DAT, esperando su momento. 
El concepto de la mezcla fue complicado, pues quería conservar esa sensación de escalones con la que van entrando todas las capas sonoras, y eso era bien difícil mezclando virtualmente con un ordenador portátil. 

10 años después me he podido desquitar con este tema. La mezcla original, pese a los esfuerzos en mastering de Fernando Alvarez, sonaba demasiado metálica por las limitaciones del formato en 2006. Aunque no lo parezca a primera vista, he respetado muy pocos de los instrumentos originales, casi todo está vuelto a tocar, detalle que se aprecia sobre todo en las guitarras y la estructura, sensiblemente diferente. Además he añadido algunos sintes vintage aquí y allá para empujar el feeling a otro nivel, añadiendo rampas y efectos, así como una capa de sub graves que hacen que la canción realmente salte en los altavoces.


NEVER GIVE UP
Este es mi homenaje particular al sonido del equipo de producción del tristemente desaparecido Jacques Fred Petrus, responsables, entre otros, del sonido de grupos como Change o BB&Q Band, auténticas obras maestras del sonido disco de los 80.

Lo más difícil fue encontrar la rueda armónica, pues quería que sonase a ellos, pero sin copiar una sola nota de ninguna de sus canciones. Una vez escrita la rueda de acordes se me ocurrió también hacer una referencia a Cameo (quienes a su vez citaban las pelis de Sergio Leone). El sonido de la canción está conseguido al modo clásico, pero con instrumentos virtuales: piano, Clavinet, Rhodes, guitarras rítmica y de metal, Moog, Minimoog, y un bajo al estilo de mi adorado Freddie Washington. La interpretación fue crucial, pues no hay nada cuantizado digitalmente, para así conseguir el máximo de feeling y esa sensación vintage.

Fueron varios días de ensayos y grabación para conseguir tocarlo todo en tiempo real. Es una canción para bailar y dejarse llevar por la rueda armónica, que va cambiando sutilmente hasta el final, con mil detalles, algunos solamente apreciables a un volumen muy alto o con auriculares. La base rítmica fue también todo un reto, pues como siempre, no quise utilizar loops. Lo que hice fue de nuevo trabajar por capas con los sonidos originales, y después ir creando premezclas, que volvía a comprimir, y así en adelante. La voz es más que sutil (no quise romper la elegancia del conjunto) y si en la versión de 2006 estaba tratada con un vocoder suave, esta vez la volví a grabar (si, soy yo) y la dejé casi natural. 

Esta nueva versión se ha beneficiado de varios previos vintage, nuevas capas de sintetizadores y percusión, y reajustes en su estructura. Por fin se aproxima mucho más al sonido que quise conseguir en su día. Estuve a punto de publicar una versión mucho más comercial del tema, que surgió en las primeras nuevas sesiones de grabación, con más voz, pero finalmente decidí mantenerme dentro del espíritu original. En la nueva versión extendida incluida en el álbum puedes escuchar algunas de las partes solas, y apreciar el groove en todo su esplendor.


CLONE NIGHTS
Segundo tema que escribí para Fabulosa
Es uno de esos temas que me gustaría escuchar en cualquier sala elegante, o en el lounge de una nave espacial :) 
Tiene unas frecuencias muy bonitas y limpias. Podría durar veinte minutos más, pero decidí acortarla por consideración al oyente. Es el tipo de improvisación que siempre se me suele ocurrir cuando me pongo a juguetear, solo que esta vez decidí publicarla, tan solo levemente retocada y pulida para la ocasión.

Un gran protagonista de este tema es el plug-in Stylus Rmx de Spectrasonics, con el que fabriqué la base rítmica y la sección FX del Absynth de Native Instruments, responsable de la profundidad del golpe de nota square cada ocho golpes. Hubo un momento en el que me planteé grabar un bajo de verdad para el tema para sustituir al generado por el Matrix 1000 de Oberheim, pero desde el primer ensayo no me convenció, y preferí invertir ese presupuesto en grabarme varias pistas de percusión natural que van sonando aquí y allá a lo largo de la canción. 
Todo lo demás está tocado con el plug-in Absynth de Native Instruments y los sintes mono nativos de Logic. Tambien hay algo de librería que tenía reservada por ahí, pero son tan solo detalles. 
Una canción pensada para crear atmósfera.

Pero claro… diez años después, es una de las canciones más beneficiadas por el makeover. Sobre todo gracias a la ayuda de James Wiltshire (Freemasons, Phats & Small), con quien durante meses consulté varios de los aspectos de la grabación y mezcla de varias canciones de este nuevo álbum. Su influencia y ayuda se hace manifiesta sobre todo en la base rítmica y algunos efectos especiales. 
Si tienes el álbum original y puedes comparar las dos versiones podrás apreciar el gran cambio. Todo ha sido vuelto a tocar, hay nuevos instrumentos, más capas, la estructura ha cambiado, y en general ha pasado de ser un tema deep a algo mucho más emocionante.
La canción se ha convertido en una de mis favoritas, y como curiosidad añadí una pequeña cola de audio citando “Redhouse”, mi primer grupo House en Valencia.


TAKE ME AWAY
Avanzando en el disco, el sonido se va volviendo más electrónico y robótico, Fabulosa es ante todo un viaje. 

Compuse esta canción a partir de la línea de bajo y la pensé como una canción para bailar break-dance, o cualquier tipo de rollo callejero. Me la inspiraron unas fotos que hizo un amigo de Barcelona a los atardeceres del puerto cuando se escapaba a hacer skate con su gente.
Quise también conservar la frescura de la composición original y la verdad no retoqué mucho la estructura ni los sonidos con los que escribí la canción. Simplemente repetí las ruedas y me distraje con los filtros, llevando cada sonido por separado a sitios inusuales en la acústica del dance. De nuevo todo es virtual, aunque uso trucos antiguos de ping pong entre pistas para conseguir la sensación de swing ochentera que se le daba al break-dance en sus inicios. Se nota que me lo pasé bomba programando los sonidos. 

Las limitaciones del software provocaron que pese a no sonar mal, la canción no terminase de brillar. Ahora por fin ha llegado donde tenía que estar. Partiendo de un lugar común con su versión original, conduzco de la mano al oyente a un nuevo camino, y la canción evoluciona a nuevos terrenos y atmósferas. Ahora está más presente el mensaje positivo y emocionante, esa sensación que uno tiene cuando se sube en un coche y no sabe donde llegará. Se abre el escenario y el paisaje se agranda. De nuevo, James de Freemasons me empujó a superarme con el break de piano que hay en el minuto 3:30. De pronto sentí que volvía a controlar yo la nave, que la canción se elevaba a su lugar.


CHANGE
Este tema lo terminé poco antes de ponerme oficialmente a producir el álbum al completo. La razón: fue una de las canciones que me encargaron para la banda sonora de una película que se estaba rodando en aquel momento, "La Bicicleta" de Sigfrid Monleón. 

Como la película estaba ambientada en Valencia, lo que hice fue recuperar ideas que estaba trabajando antes de venirme a Madrid y formar Pumpin' Dolls, ideas que hubiesen tomado parte en un segundo E.P. para Chemistry, mi grupo de entonces. 
Fue difícil emular el sonido de entonces, menos mal que había dejado algunas partes grabadas. Es el único tema (entonces) que no está hecho únicamente con instrumentos virtuales. Usé extensivamente mis samplers EMU y el sinte vintage Akai VX90, así como varias muestras de bajo que grabé allá por el 92 en Valencia. Una vez recuperado el sonido de la época, decidí que la canción fuese a su manera un homenaje al handbag de mediados de los noventa, para ello alargué las estructuras y potencié el bombo y las repeticiones. 

Es el tema que marca el final (por así decirlo) de la cara A del álbum, y el único que no he vuelto a tocar.


LOVE TRICORDER
Aquí el álbum da un giro y se adentra en terreno desconocido. 
A partir de esta canción voy dando pistas del proceso de investigación que seguí para escribir Fabulosa, y empiezo a ahondar en lo que realmente me interesa comunicar con este proyecto.
Sin concesiones, programé este tema con sintes virtuales, incluso la base rítmica. Quería saber hasta donde podía llegar con las capas de sonido. Siguiendo la estela de Vince Clarke, no hay ningún sonido que interprete acordes, todos son monofónicos (una sola nota cada vez) y hacen contrapunto entre ellos. Es un tema con seis melodías que interactúan entre ellas. 

Todos los instrumentos de Logic, el paquete Komplete de Native Instruments y los Stylus RMX y Atmosphere de Spectrasonics tienen su momento a lo largo de la canción. Es un tema para escuchar en auriculares o en la pista a todo volumen y dejarse llevar; en realidad, a partir de aquí todo el álbum está pensado para eso pues abandono las estructuras convencionales para adentrarme en la mantralización electrónica. 

Atención especial al plug-in Ring Modulator de Logic, con el que procesé casi todos los sintes, para recuperar el feeling ochentero. También fue harto difícil conseguir el pico de agudos de los charles, que al final conseguí muestreando y remuestreando una Roland 808.
¿Lo bueno, de la nueva versión? Todo, pues me dejé de tonterías y esta vez he usado los sintes reales con los que este tema se tendría que haber grabado originalmente. Y eso le proporciona una profundidad y peso que lo virtual no pudo conseguir. Cambios de estructura y nuevos golpes de percusión la encaminan a lo que originalmente pretendía, una diminuta sinfonía electrónica. 


THE RIDE
Una de mis favoritas y creo que más innovadoras canciones para Fabulosa
Quería fusionar la sensación del Metal con el House y que además evocase el universo motero. Es una canción para escuchar a toda velocidad, en un coche, en una Harley o una montaña rusa. 
También exploré en la época Glam de los 70 y en el trabajo de Brian Eno para conseguir las sensaciones acústicas que necesitaba. Haciendo caso de los maestros, traté como guitarras sonidos que nada tenían que ver, y como sintes a las guitarras. 

La base rítmica está "desencajada" a propósito, ya que necesitaba ese efecto de arranque continuo. El bajo es un Moog, que va haciendo de las suyas a lo largo de la canción, y los sonidos "sirena" están hechos con una guitarra acústica posteriormente distorsionada y procesada con todo lo imaginable. 

En la nueva versión por fin he conseguido re estructurar la canción para que resulte más comprensible, y la base rítmica tiene la fuerza que no terminé de conseguir en la versión “virtual” de 2006. También aparecen nuevas capas de sintetizadores, aunque sutiles, y alguna que otra guitarra nueva. En general se trataba de, respetando el concepto original, dejarla lista para la nueva década.


EXPOSED
Otra de las canciones que escribí para una banda sonora, y mi particular homenaje a Valencia en este álbum. 
La idea era reproducir el sonido típico valenciano, pero con todo lujo y aportándole mucha más producción, trabajo de composición y profundidad sonora de lo habitual. 

Una de las capas de fondo está hecha con percusión y ruiditos africanos que tenía grabados en DAT hacía años (es lo bueno de haber trabajado sonorizando películas). El trabajo de programación de los arpegios es exhaustivo, no usé ni uno solo automático, y casi todos los sonidos tienen su doble que les aporta profundidad o panorama estéreo. Al final de la canción se pueden apreciar un poco mejor las capas de sonido que diseñé para ella. 

En la grabación original habían innumerables capas del plug-in Atmosphere de Spectrasonics, actualmente he sustituido casi todo por Prophet, Jupiter 8 y el nuevo sintetizador Alchemy de Logic Pro.
La nueva revisión se beneficia también de algunas mejoras de estructura y sobre todo de mezcla. Ya no suena metálica :)


PLENITUDE
Este es uno de los nuevos temas incluidos en esta edición especial. Es una canción que escribí en Valencia en 1995 aproximadamente, y que por cosas de la vida se quedó en un cajón. Cuando empecé a trabajar en Fabulosa en 2005 me planteé incluirla, pero tras trabajar en ella varios días me di cuenta que no la conseguía llevar a ningún lado interesante.

Cuando decidí volver a grabar Fabulosa fue una de las primeras en las que trabajé, en la primavera de 2015, y aunque al principio encontré un camino (que puedes escuchar, ya que he incluido la demo en su single, que saldrá próximamente), volvió a parar al baúl de los recuerdos, hasta que casi terminando la producción de los otros temas, encontré la manera de hacerla funcionar.
Debía ser más simple, potente, pero sencilla, sin apenas cambios de melodía, que eran lo que estaba lastrando las otras versiones. Debía enfocarme en transmitir la sensación que uno tenía en esos clubes legendarios que se fundaron a lo largo de la costa valenciana y transmitirlo en la mezcla, escogiendo cuidadosamente las reverbs y los colores de las frecuencias de los sintetizadores. También bajé la velocidad, una manera de volverla más accesible. 


NEVER SLEEP
Tercer tema que escribí para Fabulosa 01. En un principio casi decidí que abriese el álbum, pero me pareció que no reflejaba el resto del proyecto, y compensaba mejor el conjunto introduciendo la parte final. 

En la versión 2005 el tema lleva una acapella que utilicé como voz solista extraída de un álbum del grupo lituano Ilgi. Esta vez decidí eliminarla y atreverme por fin a plasmar lo que realmente quería transmitir con la canción.
La composición es de las más difíciles del disco en cuanto a programación de sonidos. Casi todos los tuve que diseñar a medida, pues quería que sonase electro, pero personal e íntima a su manera. Es una canción dedicada también a la luz laser, de hecho un amigo me ayudó prestándome varios láseres profesionales para probar la canción y ver como reaccionaban a ella sus sensores. 

La base rítmica es totalmente nueva, programada con las cajas originales, y buscando esa sensación “break dance” que en su día no conseguí plasmar adecuadamente. Todos los sintes los volví a interpretar usando las últimas emulaciones del hardware original. Tuve la tentación de adelantar el solo final de Moog, pero me contuve. Funciona mejor como sorpresa y le añade un componente de verdadera novedad a la canción.


AUTUMN
Fue la última canción que compuse para Fabulosa, el final del viaje, dedicada al otoño.
Es una pieza mucho más clásica en su concepto que el resto del álbum, pensada para ser escuchada tranquilamente y repetidas veces, ya que tiene muchísimas capas de sonido, que se van descubriendo y añadiendo cada vez que la rueda de acordes da una vuelta. 

Siguiendo con el espíritu del proyecto, he sido bastante fiel a la filosofía de utilizar sintetizadores virtuales para todo, aunque esta vez emulando la era Farlight del final de los ochenta, citando entre otros a Tears For Fears
La base rítmica es toda natural y grabada en casa, y para la nueva edición le he aportado varias capas de cajas vintage y sub graves, que aportan la atmósfera cinematográfica a la canción. 

El instrumento solista está diseñado desde cero con el plug-in Sculpture de Logic, aunque muy procesado posteriormente. Me llamó la atención que en las primeras escuchas me preguntasen si era una guitarra, pues no era la sensación que iba buscando. Aparecen también nuevas campanas, crótalos, una kalimba, los brasses de Prophet 8. Te recomiendo que la escuches muchas veces, te aseguro que cada vez encontrarás algo nuevo.

Publicar un comentario